Vainilla

La Vainilla es una flor de un género de orquídeas con 110 especies distribuidas mundialmente en las regiones tropicales. La más conocida es la especie Vanilla planifolia que produce un fruto del que se obtiene un saborizante, la vainilla. Es una especia del continente americano. Los conquistadores españoles de México, conocieron esta especia en las costas de Veracruz, le pusieron ese nombre porque su fruto se parece a la vaina de una espada pero diminuta, similar a las judías verdes o chauchas.

Para obtener una especia realmente rica en aromas, el cultivo y la preparación de la vainilla necesitan largos y minuciosos cuidados. Eso hace que sea, en proporción al peso, y después del azafrán, la especia más cara. También existe vainilla sintética, pero sabor y aroma no son comparables a la natural.

Historia

La historia de la vainilla está asociada a la del chocolate. Los mexicas, y antes los mayas, enriquecían con vainilla una bebida espesa hecha a base de cacao. Esta bebida estaba destinada a los nobles y a los guerreros, y era conocida con el nombre de xocoatl.

Según una leyenda mexicana, la planta de la vainilla nació de la sangre de la princesa Tzacopontziza («Estrella de la Mañana») en el lugar donde ella y el príncipe Zkatan-Oxga («Venado Joven»), que la había secuestrado por amor, fueron capturados y decapitados por los sacerdotes de Tonoacayohua, diosa de las cosechas. El príncipe se reencarnó en un vigoroso arbusto y la princesa se convirtió en una delicada liana de orquídea que abrazaba dulcemente a su amante. Desde entonces, y aún hoy también, los totonacas llaman a la vainilla caxixanath, que significa «flor cazada», sumixanat, o de manera más breve, xanat.

Hábitat

La vainilla se cultiva en México, América Central, en la parte norte de Sur América, Madagascar y en algunas partes de Indonesia debido al clima que necesita.

Crece en zonas tropicales, en áreas húmedas sin viento, con temperaturas medias diarias de 25 ºC. Para su óptima producción es importante que haya lluvias frecuentes pero sin formarse aguas estancadas, y que las lluvias estén distribuidas durante 10 meses al año seguidas de 2 meses de sequía para permitir un correcto crecimiento de las plantas y formación de las flores.

Cultivo

La planta de vainilla tiene raíces aéreas, y en la naturaleza trepan hasta la copa de los árboles para florecer.

En las plantaciones, el cultivo se realiza en viñas de la altura de una persona para facilitar el trabajo durante su polinización y cosecha. Gracias a esta dedicación, la planta genera muchas más flores, llegando a obtener más de 100 flores de viña. Durante el florecimiento se dispone sólo de ocho horas para fertilizarlas o si no, mueren.

Usos de la vainilla

-Saborizante para preparados alimentarios
Como saborizante, la vainilla es una esencia elaborada usando las vainas de semillas de la flor orquídea vainilla. La industria agroalimentaria representa entre el 80% y el 85% de la demanda mundial. Incluye la chocolatería, la heladería, y los fabricantes de gaseosa. La receta original de la Coca-Cola usaba vainilla natural, pero no en la actualidad, que la cambió por extactos sintéticos.

-Aromatizante
El aroma de la vainilla está presente en perfumes, velas, jabones, inciensos, etc.

-Propiedades medicinales
En forma de aceite esencial, tintura o infusión.

Gastronomía y Repostería

La vainilla se utiliza en platos salados, si bien en repostería es muy preciada: helados, batidos, pasteles, flanes, natillas, y galletas, añadiendo un poco de esencia o cocinando las vainas en el caldo del preparado. Se puede obtener un aroma más fuerte cortando las vainas por la mitad; en este caso, los pequeños granos negros que se encuentran en el interior liberan su aroma. Entre las recetas se pueden destacar algunas como el banana split, los canelés de Burdeos, el flan de huevo, los gofres rellenos de vainilla, la crema pastelera, el arroz con leche, o el té Chai, por citar algunas.

Beneficios

Conocida por ser antidepresiva, antioxidante, anticancerígena, tranquilizante y reducir los síntomas de la gripe, la vainilla es una planta curativa utilizada alrededor del mundo:

Entre sus propiedades podemos encontrar beneficios tan diversos como el aumento de la energía muscular, la reducción de la presión arterial y la mejora del humor y la ansiedad, evitando la posibilidad de sufrir de depresión.

Ayuda a dormir y descansar mejor, estimula los sentidos y activa el cerebro. Sus propiedades sedantes ayudan a relajar los músculos en aquellas personas que sufren de estrés o ansiedad, y también ayuda a evitar las convulsiones por sus propiedades antiinflamatorias. Alivia el reuma, las alergias y la artritis.

Las mujeres la utilizan para tratar la dismenorrea.

También puede bajar la fiebre y aliviar los dolores de dientes y encías.

Tiene propiedades afrodisíacas, anticancerígenas, y también ayuda en la anemia de células falciformes, aliviando el dolor y la fatiga.

Sobre la piel ahuyenta los mosquitos. Y aplicada de forma tópica, ayuda a mejorar los niveles de hidratación de la piel y el cabello. Por sus propiedades antioxidantes, permite evitar el envejecimiento prematuro de la piel.

Puedes encontrar vainilla en nuestros productos: bombones, trufas, pastel de zanahoria, madalenas

Alérgenos: puede producir alergia.

Condiciones de conservación: ya sea en vaina o en polvo, se debe mantener en envases de cristal herméticos y guardar en un lugar fresco y seco.

Fecha de consumo preferente: Se conserva años más allá de la fecha de consumo óptima, aunque el aroma pierde fuerza con el tiempo.

Proveedor: