¿Realmente necesitamos desodorantes? 16 formas de “controlar” el olor del sudor

¿Para qué necesitamos desodorantes? La respuesta habitual: para tapar el olor natural “desagradable” de nuestro cuerpo cuando suda. El sudor es un fluido corporal secretado por las glándulas sudoríparas y que se expulsa a través de la piel. Está compuesto por agua, sal, minerales, sustancias orgánicas, lactato y urea. Es un mecanismo natural para regular la temperatura corporal y eliminar toxinas. Pero el sudor en sí, no huele, lo que huele es fermentación de la mezcla de las bacterias que viven en la piel y el sudor.

Lo más frecuente es que el sudor se produzca de manera preferente en las axilas, los pies y las manos, aunque se puede extender a toda la superficie de la piel, especialmente ante temperaturas ambientales elevadas o la práctica de ejercicio intenso, que produce un incremento de la temperatura corporal.

Otros factores que pueden desencadenar la transpiración o el “mal” olor son la ansiedad, el miedo, la excitación, la carne, las comidas picantes, el consumo de alcohol y cafeína o algunos fármacos.

Pese a ello, el sudor o la transpiración puede constituir también un síntoma propio de algunas enfermedades con fiebre, o aquellas que se acompañan de otros síntomas, como la dificultad para respirar, taquicardia, dolor en el pecho, etc. En estos casos se deberá consultar con el médico para que establezca el diagnóstico y el tratamiento correspondiente a cada tipo de afección.

Recetas de desodorantes naturales internos:

  1. Reducir o eliminar la ingesta de carne y embutidos, picantes, lácteos, quesos
  2. Aumentar la ingesta de verduras, frutas ecológicas, y agua natural o tibia
  3. Reducir o eliminar la ingesta de bebidas industriales y/o carbonatadas, incluidos los zumos de frutas o verduras embotellados
  4. Reducir o eliminar el alcohol, tabaco, café, fármacos

RECETAS de desodorantes naturales externos caseros

Cuidado de la piel de forma externa:

  1. Dejar de usar cremas y productos de limpieza corporal con parabenos o que no sean ecológicos
  2. Usar aceites naturales ecológicos para la hidratación y limpieza de la piel como el aceite de coco, de lino, de sésamo, de pepita de uva
  3. Ducharte solamente con agua la mayoría de días, usar jabones de vez en cuando. Nuestro cuerpo es sabio. El uso diario de jabones irrita la piel y la deja sin su grasa protectora natural.
  4. Usar piedra de alumbre
  5. Minimizar el uso de prendas de poliester y aumentar el uso de prendas de materiales vegetales naturales como el algodón, ramio, lino, cáñamo.

Si quieres preparar en casa tu desodorante ecológico natural, estas son algunas opciones:

  1. Bicarbonato: Tras lavar con agua y jabón la zona de la axila, se mezcla una pizca de bicarbonato de sodio con agua y se aplica en esta zona como desodorante eficaz para todo el día.
  2. Agua de flores: escogemos las flores de cultivo ecológico cuyo aroma más nos guste (lavanda, jazmín, rosa) y las secamos. En una cafetera, que destinaremos solo a este uso, ponemos las flores secas en la carga para el café, dejamos que suba el agua y una vez fría, la ponemos en un recipiente con spray, para usar como desodorante.
  3. Crema: 3 cucharadas de bicarbonato de sodio +  2 cucharadas de carbonato de magnesio + 1 cucharada de harina de maíz bio. Mezclar estos ingredientes y añadir glicerina vegetal o aceite de coco hasta conseguir la textura cremosa deseada (cuanto más espesa, más concentrado será el desodorante). Añadir aceites esenciales ecológicos al gusto. Para los casos de mucha transpiración, el mejor aceite esencial es el de palmarrosa, también resulta muy efectivo combinado con aceite esencial de limón. Puede aplicarse sobre axilas secas o mojadas.
  4. Aceite de coco: 3 cucharadas de aceite de coco + ⅓ taza de almidón de maíz + ⅓ taza de bicarbonato de sodio + 10 gotas de aceites esenciales antibacterianos (lavanda, eucalipto o árbol del té) + 10 gotas de aceites esenciales antimicóticos (menta o sándalo), en desodorantes para hombres usar 20 gotas + 2 cucharadas de aceite de aceite de Germen de Trigo (vitamina E) (opcional). Mezclar bien todos los ingredientes en un recipiente hasta formar una pasta espesa. Ponerla en un envase vacío similar a un desodorante de barra y hacer una pequeña aplicación a diario.
  5. Agua de rosas y aceite esencial de árbol de té: Mezclar una cucharada o lo que quepa en la mano de agua de rosas con 4-5 gotas de aceite esencial de árbol de té y aplicarlo en las zonas deseadas. Si deseas tenerlo ya preparado, puedes añadir el aceite esencial de árbol de té a un bote de agua de rosas.
  6. Baño de Cítricos: 3 cáscaras de naranja + 3 cáscaras de limones + 1 litro de agua + 1 kg de sal marina + 3 cucharadas de bicarbonato de sodio (30 g). Corta o ralla las pieles de los dos cítricos y colócalos a hervir en un litro de agua. Cuando esté lista, filtra la preparación y resérvala para el momento del baño. A continuación, arroja el líquido en el agua del baño y agrégale la sal marina y el bicarbonato de sodio. Sumerge tu cuerpo y relájate unos 15 minutos. Este baño no solo servirá para neutralizar los malos olores en las axilas, sino también en otras áreas del cuerpo.
  7. Romero: ½ vaso de agua (100 ml) + 4 cucharadas de hojas de romero secas (40 g) + 2 cucharadas de alcohol de 90º (20 ml) + 10 gotas de esencia de limón. Coloca a hervir el agua y agrégale las hojas secas de romero. Déjalo reposar unos 10 minutos y cuélalo. Agrégale 20 ml de alcohol de 90º y 10 gotas de esencia de limón. Mezcla hasta que quede bien incorporado e guárdalo en una botella de cristal. Agítalo antes de usar y aplícalo con un frasco con pulverizador. Esta mezcla se puede utilizar a diario y puede durar hasta un mes en un lugar fresco y oscuro.

Todas estas opciones son una gran alternativa a los productos comerciales porque no contienen químicos agresivos; no obstante, como todas las pieles no son iguales, siempre se aconseja hacer una pequeña prueba antes de utilizar el producto para verificar que no existen reacciones alérgicas.

Si deseáis  más información podéis buscar páginas cercanas como:
La dolça revolució de Josep Pàmies https://dolcarevolucio.cat/language/es/portada/
O ir a la biblioteca más próxima.
Recuerda que es bueno para ti y para el planeta reducir el uso de envases de plástico de un solo uso. Reusa y recicla.
Saludos y hasta pronto

 

Escribe un comentario: